¿Por Qué No Logras Alcanzar Tus Metas?

A la mayoría de las personas, alguna vez en la vida, les ha pasado esto por la cabeza: ¿por qué fracaso cada vez que intento sacar adelante mis metas? ¿Qué es lo que realmente me impide tomar acción? ¿Te ha pasado a ti?

Así es, y me ha pasado a mí también, cuando inicié a trabajar con metas, lo intentaba una y otra vez, sin embargo, a veces no lograba dar ni el primer paso, otras veces lo intentaba con mucho ahínco, para luego renunciar a la mitad del camino. La situación real, en estos casos, es que no somos conscientes del por qué fallamos y mucho menos qué hacer para evitarlo. Y seguimos dando vueltas en círculo.

En el proceso de crecimiento de cada uno, generalmente vamos corriendo en la búsqueda de resultados y algunos, en el afán de obtenerlos ya, deciden empezar a crear tácticas, tomadas de aquí y allá, porque lo hizo el uno o el otro, dijo que funcionaba, etc. y luego nos damos cuenta que lo que tenemos es un reguero de piezas, que al final no sabemos cómo armar, ni siquiera como encajarían las unas con las otras.

Muchas veces, nuestra vida es eso mismo, no tenemos un norte, sobrevivimos… y ni siquiera tenemos un plan para el futuro, no sabemos ¿para qué estamos aquí en este mundo? ni tampoco ¿cuál es nuestra visión? o ¿cuál es nuestro propósito de vida? Déjame decirte que si tan solo supiéramos “la visión” esto nos ayudaría a tener claridad, en cómo queremos completar “el rompecabezas de nuestra vida”.

La Visión es como la meta que puedes cumplir, o la forma como te quieres ver, o eso tan valioso e importante para ti y que quieres alcanzar. Desde aquí empieza tu motivación, ésta misma te lleva a perfeccionar eso que “SI quieres lograr” y evita que solo pienses en lo que “NO quieres lograr”.

Para la P.N.L. Visión=Pensamiento Estratégico, o estrategias. Lo cual, es diferente a las tácticas. Es indispensable además, que para tener claridad en tu Visión, Metas, Plan de acción, etc. éstas estén ligadas a tu proyecto de vida; ahora si podrás tener mucha más claridad en los objetivos que te has de trazar. De esta manera podrás definir claramente, los pasos a seguir y las estrategias a implementar.

“Cualquier cosa que la mente pueda concebir o crear se puede lograr” – Napoleón Hill.

Es importante tener en cuenta lo siguiente, para que sepas como aplicar el uno, o el otro en el trabajo de tus Metas y tu Proyecto de Vida: 

Una Persona Táctica (también se le denomina oportunista) generalmente espera encontrar “esa gran oportunidad” ese “algo mágico” que le permitirá lograr sus metas y sueños de manera rápida y sin esfuerzos.
Una Persona Estratégica, piensa de manera diferente. Tiene una visión clara de lo que desea para su vida, es decir lo que quiere llegar a ser; asi mismo,  tiene esa “visión clara del rompecabezas de su vida”.

¿Cómo te defines tú? ¿Cómo una persona táctica o una persona estratégica?

Por tu éxito,

Gladys Ochoa
Mentora | Coach de Mentalidad de Éxito
Reinvención Personal y Profesional
CEO Success and Coaching Corp.

Deja un comentario

Menú de cierre